Respetar y ejercer la voluntad de autodeterminación de las sociedades

El único Estado aceptable es el que está al servicio de las personas que representa. Por tanto, los únicos estados aceptables son los que obedecen a las voluntades de las personas que los legitiman en el tiempo y el espacio. Como toda organización humana, los estados pueden ser creados, modificados, divididos, clausurados… En los estados no hay nada inmanente o permanente que les otorgue un carácter intocable o perpetuo.

Los estados actuales son el resultado de guerras, robos, compraventas, tráfico de influencias, matrimonios concertados y demás maniobras de minorías ansiosas por dominar mayorías. Otras justificaciones incluyen conceptos abstractos y fácilmente manipulables como los mitos históricos, la tradición, la nación, el derecho, la seguridad… Estas razones de estado no pueden tener más peso que la voluntad de autodeterminación de las personas que participan en una sociedad ahora y aquí.

Un punto clave es la interpretación de la voluntad de una sociedad, factor no exento de riesgos de ataque y manipulación. Nuevas minorías pueden influenciar a nuevas mayorías por su propio interés. Otros estados y otras corporaciones pueden ejercer sus influencias también. Simplicidad, autonomía, cooperación y descentralización son los mejores baremos para medir las voluntades sociales, por ejemplo articulando consultas y procesos de autodeterminación a nivel de municipios y barrios, ahí donde las opiniones y decisiones de la mayoría de las personas pueden tener más peso.

Cubrir las necesidades informáticas de las instituciones públicas con software libre

El software pagado con dinero público debe ser también código público, software libre.

Motivaciones:

  • Ahorro de impuestos. Aplicaciones similares no tienen que ser programadas desde cero una y otra vez.
  • Colaboración. Los esfuerzos en grandes proyectos se pueden compartir, con lo que se gana experiencia y se reducen costos.
  • Accesible a todxs. Las aplicaciones pagadas por la ciudadanía deben estar disponibles para todxs.
  • Estimular la innovación. Con procesos transparentes lxs otrxs no tienen que reinventar la rueda.

El Software Libre da a todxs el derecho a usar, estudiar, compartir y mejorar el software. En estos derechos se fundan otras libertades fundamentales como la libertad de expresión, de prensa y el derecho a la privacidad.

(Adaptación de https://publiccode.eu/es/ )